viernes, 9 de abril de 2010

Jodida y radiante

Llevo casi dos semanas mirando, desde los ventanales del 14, como el que mira Europa alejarse desde un vapor camino del nuevo mundo sin poder escribir una palabra. Tengo, sí, la mirada perdida, la lengua quieta, la mente hueca. Pero siento cierta nostalgia de mis sueños, de ese lugar en el mundo pampeño que nunca llegué a conquistar pero se mantiene intacto en mi horizonte. Quizás miro hacia allí, desde los ventanales del14, como uno mira al amado esquivo que juramos conquistar el día menos pensado.

Sólo se que aún permanezco despierta y perdida, desesperara y libre, con la mente dispersa como molinillos batiendose contra el aire y lúcida, como molinillos contra una tarde de sol, radiante.

2 comentarios:

  1. ...o sea ,resumiendo estás jodida y radiante ,quizá más lo primero que lo segundo y también viceversa.

    ResponderEliminar
  2. Eso es. Yo no lo habría dicho mejor aunque estoy segura de que Mario habría dicho exactamente eso mismo.

    ResponderEliminar